Clásicos Electrónicos

Me choca andar “zopiloteando” a los muertitos, pero la verdad es que no puede pasar desapercibida la desaparición de Gabriel Vargas.

Aunque no me lo crean hubo una época en que en México había dibujantes/escritores de cómics. En nuestro país tuvimos unaserie de “moneros” (ese es ahora el nombre oficial de esa chamba) que llevaron muy lejos éste género y que el día de hoy parecen perdidos y olvidados en la obsolescencia.

A mi ya no me tocaron más que los ecos (aunque no lo crean no estoy tan ruco) pero llegué a ver algunos y, sobre todo, mi papá me contó sobre ellos: Los Supersabios, Chanoc, Kalimán, Los Supermachos y muchos otros se encontraban en los puestos de periódicos en una era donde los héroes de los “universos” (entrecomillado mala-onda) Marvel y DC Comics ni siquiera se aproximaban a estas tierras.

Por supuesto que en un lugar muy privilegiado se encontraba la Familia Burrón de Gabriel Vargas.

La Familia Burrón era el retrato de una familia de clase baja urbana y de sus avatares por sobrevivir una urbe que, ya desde entonces, se antojaba caótica y violenta.

Los Burrón era una crítica y un análisis urbano visto con el humor (que a veces tenía mucho de cinismo) muy puntual de Vargas: la vida en las vecindades, el eterno fantasma de la miseria, pero también tenía mucho de esperanza y de positivismo.

Los cómics, o “cuentos” como se les decía, eran un reflejo de lo que se vivía en las calles; una crítica de la realidad y una válvula de escape en tiempos más represivos donde la mayoría de los medios masivos estaban alineados con los gobiernos autoritarios del PRI.

Descanse en paz, Gabriel Vargas. Éste es un homenaje de otro monero: Paco Calderón.

La segunda parte de la saga de Star Wars es la que más convenció a los críticos

Hoy exactamente hace treinta años (uuuuf) fue estrenada en Estados Unidos la segunda parte de la serie original de Star Wars: The Empire Strikes Back que en México conocimos unos meses después como El Imperio Contraataca; en épocas de maquetas y títeres ésta cinta ha sido considerada por muchos (me incluyo) como la mejor de toda la serie (incluyendo las nefastas precuelas) así como una de las mejores (si no es que la mejor) segundas partes de la historia de Hollywood.

Leer el resto de esta entrada »

Desde el domingo la noticia le estaba dando vueltas a la red; en un principio surgieron dudas, pero no tardó en confirmarse: Ronnie James Dio había muerto por causa del cáncer.

La trayectoria de Dio es muy interesante, sobre todo para los que gustan del Hard Rock.
Nació en 1942 en Portsmouth, New Hampshire; entonces se llamaba Ronald James Padavona. Desde 1957 ya estaba en el rollo de la música y fue lider de diversas bandas: The Vegas Kings, Ronnie and the Rumblers, Ronnie and the Redcaps, Ronnie Dio and The Prophets.

En 1967 junto con el guitarrista Nick Pantas creó la agrupación Electric Elves que muy pronto cambió de nombre a Elf; en esos entonces se dedicabana a abrile los conciertos a Deep Purple. Gracias a eso Dio pudo ser escuchado de manera atenta por Ritchie Blackmore quien lo jaló en 1975 a Rainbow, el grupo que se creó luego de la desintegración de Deep Purple.

En 1979 dejó Rainbow y se integró a Black Sabbath con quienes publicó varios álbumes entre los que destacan Heaven and Hell

y The Mob Rules

Durante su estancia en Black Sabbath Ronnie James Dio inventó uno de los gestos más famosos (y más odiados por los detractores del Heavy Rock) el símbolo de los cuernitos (Devil’s Horns); según el propio Dio se lo copió a su abuela (de origen italiano) quien lo usaba para evitar la acción del diablo o “encajárselo” a otra persona.

Desde entonces el signo se ha transformado en la forma de decir Hard Rock y, según los más mochos, una representación y llamado al propio Satanás.

Por supuesto que a lo largo de su carrera a Dio se le ha tachado de “satanista” y es por eso que cuando en 1980 realizó una colaboración en un disco de Kerry Livgren (Kansas) recibió críticas por parte de muchos fanáticos cristianos del cantante.

Luego de su periplo por Black Sabbath fundó (otra vez) un grupo con su propio nombre: Dio. Con este puidimos conocer varias buenas rolas como Holy Diver

… y The last in line.

Fin de una era, desde sus inicios, su paso por Raibow y Black Sabbath además de su propio grupo, que estuvo vigente hasta bien entrada esta década, Ronnie James Dio se transformó en un referente del Rock Pesado de los setentas y ochentas.

Seguro que ya está rockeando en otra dimensión.

El grupo New Romantic es, sin duda alguna, un ícono indiscutible de esa década

Duran Duran es sin duda alguna uno de los íconos de los ochentas; ellos promovieron una moda, un estilo y a la vez compusieron una serie de canciones que son el soundtrack vital de muchos que estuvieron presentes en la década.

Una de las grandes aportaciones del grupo, que formó parte de lo que se dio a llamar La Segunda Invasión Inglesa, fue el su uso del video: puede decirse que Duran Duran fue el primer grupo en comprender y utilizar al recien nacido MTV para transformarse de una agrupación marginal a un nombre reconocido y con liderazgo mundial dentro del New Romantic.

Aunque el grupo nunca se disolvió sus mejores momentos duraron apenas un lustro, sin embargo fue una época muy intensa y que es recordada aún por muchos ochenteros.

Leer el resto de esta entrada »

Paul McCartney presentó su primer disco como solista (de nombre McCartney) y anunció de manera oficial en un comunicado de prensa que The Beatles, debido a diferencias musicales, profesionales y personales, dejaba de existir. El cuarteto nunca volvería a tocar junto.

Aunque aún serían publicados algunos sencillos así como el disco Let it be (el 8 de mayo de 1970), este sería, sin duda alguna, el final de una era.

Los dejo con el video de la penúltima canción de Abbey Road (el último disco que los Fab Four granbaron) que, irónicamente, se llama In the end.

Seguramente, si han ido al Hard Rock Café, han leído la siguiente frase:

And in the end
The love you take
Is equal to the love you make.

Esta es la última estrofa de la canción; siempre se me ha hecho un tanto descriptiva de lo que ocurrió con los integrantes del grupo…

Creo que esto cruza la linea entre lo sublime y lo chungo, sin embargo está muy interesante sobre todo para aquellos adoradores de Pink Flody (como su S.S.):

Resulta que cuando Brad Smith era apenas un niño le llamaba la atención que los discos de sus papás tuvieran sonidos similares a los de su juego de video (un Nintendo DS). Brad es en la actualidad productor de juegos para video.

Ahora de 27 años dedicó parte de su tiempo a reproducir el disco The dark side of the Moon de manera completa con instrumentos que suenan igual a los sonidos de 8 bits de aquel primer sistema de entretenimiento.

El resultado es llamativo y sumamente curioso; si tienen la paciencia y el tiempo (y la afición) les puede ser sumamente agradable.

No cabe duda, las buenas ideas y las buenas historias están prohibidas en los grandes estudios y las productoras.

Ahora resulta que el exfutbolista y actor Vinnie Jones está pensado en hacer un remake del bodrio ochentero Victory que en México llevó el nefasto nombre de Escape a la victoria.

Si no la vieron los torturo con una somera síntesis: durante la guerra en un campo alemán de prisioneros de guerra un interno inglés, que es futbolista en tiempos de paz, reta a los alemanes a un partido. El caso es que los “buenos” no solo le ganan a unos alemanes rencorosos y tramposos si no que se acaban fugando.

La película de ese entonces tenía en los estelares a Michael Caine y Sylvester Stallone así como varios futbolistas entre los que destacaba “el rey” Pelé.

(Recuerdo cuando fui a ver la película, estaba apenas empezando y salió el nombre de Pelé en los títulos, la raza se paró a aplaudir y ovacionar como si el famoso futbolista estuviera actuando en vivo).

Según los informes podría aparecer el mismísimo David Beckham en el papel de Bobby Moore.

A la hora de ver esto de la “recalentada” de ideas me viene a la cabeza una idea que tal vez no han entendido:

Si la película ya está hecha y fue buena ¿qué caso tiene hacerla otra vez? Lo más seguro es que nunca se acerquen siquiera a la original.

Pero si ya está hecha y fue mala ¿qué caso tiene hacerla otra vez? Seguro es que la nueva versión sea peor.

Categorías